Now Reading
La dieta que salvará el planeta

La dieta que salvará el planeta

En 2050 poblarán el mundo unos diez mil millones de personas. Una población a la que será insostenible alimentar si la dieta sigue la tendencia actual. Pero un grupo de científicos de todo el mundo han lanzado un informe con la que será la dieta que salvará el planeta.

«La producción de alimentos es la mayor causa del cambio medioambiental. La agricultura ocupa en torno al 40% del total del terreno y la producción de alimentos es la responsable del 30% de las emisiones de gases con efecto invernadero y del 70% del consumo de agua«, indican en el texto los 37 miembros de la EAT-Lancet Commission.

El aumento de las dietas pobres y poco saludables (caracterizadas por ser altas en calorías, con azúcares añadidos, grasas saturadas, comida procesada y carne roja) tiene mucho que ver con el consumo insostenible de recursos, al tiempo que son una bomba para la salud.

Según indica la OMS, una dieta saludable debe mejorar la salud, lo que define como el estado de bienestar físico, mental y social completo, no simplemente la ausencia de enfermedad.

 

1. ¿Qué comer?

 

Enhorabuena a veganos, vegetarianos y flexitarianos, porque seguís las pautas de la dieta planetaria. Como guías básicas, la comisión hace un viraje hace las fuentes proteicas vegetales (como la soja y otras legumbres) y los frutos secos, aunque también incluye el pescado y otras alternativas a los ácidos grasos omega 3, varias veces por semanas. De forma opcional, se podrían consumir cantidades modestas de pollo y huevos y bajas de carne roja, sobre todo procesada.

Las grasas se prefieren de fuentes vegetales, reduciendo al mínimo de las saturadas. Los hidratos de carbono son saludables siempre que no estén refinados. El enemigo público número uno continua siendo el azúcar añadido, cuya tasa debería estar por debajo del 5%. Además se incluyen cinco tomas de frutas y verduras al día, en las que quedan excluidas las patatas. Y si no puedes renunciar al queso o a otro tipo de lácteos, deberías hacerlo de forma moderada.

«Estimamos que adoptando la dieta de referencia se podrían evitar 11,1 millones de muertes en 2030 y reducir la mortalidad prematura en un 19%», revela el estudio.

 

2. Producción saludable

 

Pero estos cambios no surtirían el efecto deseado sin la transformación del sistema de producción. Desde 1950 nuestra huella medioambiental se ha elevado de forma exponencial. Reconvertir el modelo hacia la sostenibilidad en todas las escalas es la prioridad. Esto incluye producción ecológica, en el que el uso de químicos esté reducido, se cultive con respeto hacia los ecosistemas y se salvaguarden los procesos biofísicos.

See Also

El transporte de alimentos es otro de los grandes problemas, debido a la emisión de gases contaminantes involucrados en el proceso. Esto pide de forma urgente un paso del abastecimiento a escala global a la local.

 

3. Y yo, ¿qué puedo hacer?

 

Mientras los gobiernos y organizaciones se ponen de acuerdo para tomar medidas que permitan vivir a las generaciones futuras en un entorno agradable, hay que empezar por la educación a todos los niveles. Si todavía no sabes si tu nevera está llena de alimentos de proximidad o lo que comes proviene del otro lado del Atlántico, es el momento de buscar información. Pregunta y rechaza todo aquello que venga de muy lejos. Además, es una forma de incentivar la economía local. Aunque esto suponga renunciar a ciertos alimentos, volverás a sincronizar tu alimentación con las temporadas.

Intenta eliminar todo lo procesado. Lo primero es que puedes hacerlo en casa y, además, no tienes la certeza de qué se componen realmente. Avanzamos que muchos de sus ingredientes son químicos que no le hacen ningún bien a tu organismo. Además, sus envoltorios suelen ser 0% sostenibles.

Fomenta la empatía con el entorno y los demás. Revisa cuántas de tus elecciones culinarias vienen determinadas por la ingesta emocional. Porque optar por grasas saturadas, azúcares y alimentos prefabricados no es una opción racional. La alimentación debe ser un proceso para nutrir el organismo y no un sistema de recompensa.

View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.


 

VIVIR MEJOR ES POSIBLE

Scroll To Top